Mar. Jul 5th, 2022

Cientos de miles de toneladas de material mineralizado se extraen de los yacimientos de manera diaria para su posterior acopio en grandes bóvedas, donde se realiza el control de ingreso y salida de los volúmenes a través de equipos y sistemas de amplio uso, como estaciones totales, GPS y drones.

Las empresas mineras han mostrado su conformidad con la efectividad de estas soluciones, pero la experiencia podría resultar aún mejor con la aplicación del instrumento topográfico de medición avanzada, LiDAR, que destaca por su exactitud y prontitud en la determinación del tonelaje almacenado.

En una conferencia magistral organizada por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú, Percy Callupe, Product Manager en Caverna Lab, explicó que el sistema mecatrónico encargado de obtener el volumen del stockpile inicia con el levantamiento de la información mediante el sensor LiDAR.

“LiDAR gira y emite rayos de luz en un rango de 180 grados, generando una nube de puntos y cada uno de ellos contiene la información de su posición en el espacio tridimensional X, Y y Z. Esta nube puntos es almacenada en un archivo para la siguiente etapa: el procesamiento”, indicó el especialista.

Para el procesamiento de la información, se filtran los puntos anómalos y el ruido del mismo entorno. Luego, se segmenta el área a medir y se uniformizan los puntos agrupándolos. Por último, se produce una malla o superficie y por medio de algoritmos inteligentes se generan los volúmenes.

“El levantamiento toma solo entre 40 a 50 segundos una vez encendido el equipo y colocado en el punto de operación, mientras que el procesamiento toma entre 30 a 40 segundos”, precisó el representante de Caverna Lab.

Con todo ello, esta novedosa tecnología proporciona una lectura ágil e inmediata del estado del stockpile o depósito de mineral, de forma remota, es decir, sin la necesidad de intervención humana in situ, lo que permite reducir la exposición del personal a peligros en labores topográficas.

Múltiples propósitos de medición

Percy Callupe mencionó que la solución se encuentra en fase de prueba en una operación minera a tajo abierto en la región Cajamarca, con el propósito de identificar oportunidades de mejora para realizar las actualizaciones necesarias tanto en software como en hardware.

“Esperamos testear el equipo en otras minas para finalmente tener una solución validada y salir al mercado con un producto definitivo. Con ello, buscaremos posicionar a LiDAR como una alternativa de medición topográfica de mayor prestancia, en reemplazo de las tecnologías precedentes”, visionó.

Finalmente, reveló que si bien el objetivo inicial del proyecto fue determinar el volumen del stockpile con esta moderna herramienta, de igual forma se está evaluando la posibilidad de aplicarlo en la medición de concentrados de mineral, desmonteras y depósitos de relaves.

IIMP

Por admin


Déjanos tu opinión!