Lun. Abr 15th, 2024

Referendos en Ecuador: La disyuntiva entre la Conservación Ambiental y la Necesidad Económica

En un momento histórico para Ecuador, los ciudadanos tendrán la palabra en dos referendos previstos para agosto, donde decidirán el futuro de los proyectos petrolíferos y mineros en regiones estratégicas del país. La encrucijada entre las preocupaciones medioambientales e indígenas y la pérdida potencial de miles de millones en ingresos presenta un escenario complejo para la economía nacional.

Impacto de los Referendos en la Economía Ecuatoriana

El bloque 43-ITT en la reserva natural de Yasuní, una región de la Amazonia reconocida por su megadiversidad, podría ser cerrado si los votantes así lo deciden. De ser aprobada esta medida, Ecuador podría enfrentar una reducción de alrededor del 12% de su producción diaria de 480.000 barriles de crudo.

En paralelo, un referéndum local en Quito podría prohibir la minería en la selva de Chocó Andino, poniendo en jaque seis concesiones auríferas.

Enfrentando estos referendos se hallan los activistas medioambientales y las comunidades cercanas a los yacimientos, que sostienen que las prohibiciones son indispensables para proteger la naturaleza, combatir el cambio climático y, en el caso del Yasuní, salvaguardar a algunos indígenas Waorani que han elegido vivir en aislamiento voluntario.

Por otro lado, los gremios petroleros y mineros argumentan que sus industrias son esenciales para sostener la economía ecuatoriana en dificultades y que las prohibiciones abrirían las puertas a la minería ilegal y la deforestación.

La Delicada Balanza entre Ingresos y Medio Ambiente

El ex presidente Rafael Correa autorizó los campos ITT tras un esfuerzo infructuoso por obtener financiamiento internacional a cambio de su no desarrollo. A pesar de las mejoras tecnológicas y los cuidados aplicados, la explotación petrolera en Yasuní ha causado daño al medio ambiente y amenaza a los residentes, incluyendo aquellos que han decidido vivir en aislamiento voluntario.

La suspensión de la eventual producción plena en el bloque ITT evitaría la emisión de 400 toneladas de dióxido de carbono, según Yasunidos, un grupo de defensa del medio ambiente. Sin embargo, Petroecuador afirma que no hay antorchas en el bloque y que las carreteras son respetuosas con el medio ambiente.

Por su parte, la oposición a la minería podría obstaculizar inversiones potenciales de 1.000 millones de dólares en los próximos dos años, según la Cámara de Minería de Ecuador. Sin embargo, los residentes temen que la minería amenace los humedales de gran altitud, el agua y la fauna local.

El panorama es complejo y los desafíos, enormes. El resultado de los referendos podría redefinir no solo la economía de Ecuador, sino también su relación con la naturaleza y la preservación del medio ambiente.

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN



NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO


AUSPICIADORES











CONTÁCTANOS

Email: publicidad@dipromin.com

M. 992497407

M. 955059720