Vie. May 24th, 2024

John Thompson: “El problema es que desarrollamos minas que tienen concentraciones de cobre más bajas”

En un contexto de creciente debate sobre la transición hacia fuentes de energía más sostenibles, surgen declaraciones clave sobre el desafío inherente en el desarrollo minero. John Thompson explicó algunos retos importantes que afronta actualmente el sector, en su participación  en el seminario Rumbo a proEXPLO, organizado por el Instituto de Ingenieros de Minas del Perú (IIMP).

El geocientífico explicó que durante el periodo comprendido entre 1994 y 2020, la producción de cobre mostró un incremento constante. Sin embargo, también se observa un aumento en las reservas del mineral. Este crecimiento en las reservas indica la capacidad de abastecimiento durante dicho período, sin claras indicaciones sobre su continuación en el futuro.

Además, Thompson señala que el principal reto reside en el desarrollo de minas que contienen concentraciones más bajas de recursos, como el cobre. La disminución en la ley del mineral implica un proceso más complejo y desafiante de extracción.

“La transición energética no es el problema, el problema es que desarrollamos minas que tienen concentraciones de cobre más bajas, lo que significa que efectivamente estamos minando más y más roca para obtener esa cantidad adicional de cobre que necesitamos para cubrir la demanda”, indicó.

Este fenómeno conlleva un aumento en el consumo de energía, agua y la generación de desperdicios, representando un conflicto directo con los principios de sostenibilidad y mitigación del cambio climático.

Otras condiciones

El experto comenta que el reto se intensifica con las consideraciones socioambientales y geopolíticas, así como con la volatilidad del mercado de metales. La fluctuación en los precios del cobre, litio y otros metales amenaza la viabilidad financiera de la construcción de nuevas minas, limitando así el suministro futuro de estos recursos críticos.

Cabe señalar que la industria minera desempeña un papel vital en la transición energética y la mitigación del cambio climático al proporcionar los metales necesarios para tecnologías limpias. No obstante, para garantizar su contribución efectiva, es fundamental abordar los desafíos relacionados con la calidad y disponibilidad de los recursos, así como con las dinámicas socioeconómicas y de mercado.

En última instancia, el compromiso con la innovación, el desarrollo sostenible y la colaboración entre diferentes actores son elementos esenciales para abordar los desafíos que plantea la transición energética en el contexto de la industria minera.

Menos CO2

Thompson también habló en su presentación sobre la relación entre la minería y las emisiones de CO2, la cual es evidente en cada aspecto de la operación, desde el transporte hasta el procesamiento de las rocas.

“La necesidad de alejarse de las emisiones de CO2 y explorar soluciones innovadoras es clara. Esto implica reconsiderar nuestras prácticas actuales y adoptar tecnologías más eficientes para reducir el consumo de energía en el movimiento, transporte y procesamiento de material”, señaló.

El especialista indicó que estrategias como el chancado en el mismo tajo, la implementación de mejores tecnologías de trituración y el desarrollo de procesos más eficientes en las plantas mineras son áreas clave de enfoque.

Aunque algunos puedan considerar estas soluciones como costosas, es importante reconocer el valor a largo plazo de mitigar las emisiones de CO2 y mejorar la eficiencia operativa. Además, se están explorando diversas posibilidades para la captura y utilización de CO2, incluida la fermentación de desechos para reducir las emisiones netas de la operación minera.

SUSCRÍBETE AL BOLETÍN



NUESTRO DIRECTORIO ESPECIALIZADO


AUSPICIADORES














CONTÁCTANOS

Email: publicidad@dipromin.com

M. 992497407

M. 955059720