Mié. Jul 6th, 2022

La minera chilena SQM reportó un alza de las ganancias en 2018, pero sus acciones caían con fuerza este jueves en Santiago tras sugerir dificultades para evaluar el crecimiento de la demanda global de litio este año por una «incertidumbre significativa» en el inicio de nuevos proyectos.

Las acciones serie B de SQM se desplomaban más de 5% en las primeras horas de la tarde y arrastraban al referencial chileno IPSA, luego de la divulgación de resultados trimestrales que no fueron considerados suficientemente robustos por los inversores.

SQM, uno de los principales productores mundiales de litio y fertilizantes, dijo que obtuvo una ganancia de US$439,8 millones  en 2018,un alza de cerca de 2,8% frente a los beneficios de US$427,7 millones registrados el año previo.

La compañía dijo que sus ventas en el negocio de litio llegaron a US$734,8 millones en 2018, un avance de 14% respecto del año previo.

Sin embargo, proyectó que sus volúmenes de venta de litio en 2019 serían «levemente superiores» a los del año pasado, arrojando cierta inquietud sobre el mercado, mientras que los precios «premium» del mineral también subirían, aunque ligeramente.

La demanda global de litio, el componente clave para la fabricación de baterías de vehículos eléctricos, crecería este año un 20%, de acuerdo a la minera no metálica, una proyección que decepcionó al mercado.

«Tal como se esperaba, habrá nuevos suministros ingresando al mercado que nos dificultarán conseguir nuestra la prima de precio que tuvimos en el 2018», dijo Ricardo Ramos, presidente ejecutivo de la firma.

«Es muy difícil estimar el volumen de ventas de 2019 y 2020, depende del equilibrio entre suministro y la demanda. La fecha de comienzo e implementación de nuevos proyectos es compleja de evaluar», añadió.

El ejecutivo dijo que SQM incrementará su producción de litio a cerca de 60.000 toneladas de litio en 2019, frente a las cerca de 50.000 toneladas métricas del año pasado, una cifra cautelosa para los inversores.

Cualquier superávit en la extracción del mineral, sostuvo, se utilizará para reforzar los inventarios y responder a la creciente demanda.

La madrugada del jueves, SQM informó que sus utilidades netas del cuarto trimestre llegaron a US$108,6 millones, frente a los US$110,5 millones en los últimos tres meses del 2017.

Los ingresos del cuarto trimestre totalizaron US$565,2 millones, un descenso cercano a 1,6% ante la facturación ajustada de US$574,8 millones en igual lapso del 2017.

Ramos sostuvo además que la compañía no prevé un gran impacto en sus volúmenes de ventas debido a las intensas lluvias que se produjeron a inicios de mes en el norte de Chile, que afectaron brevemente sus operaciones.

Reuters

Por admin


Déjanos tu opinión!