Mié. Sep 30th, 2020

El puente peatonal Malecón Checa, que viene ejecutando la Municipalidad de Lima, cuenta con un 93% de avance, así lo informó el alcalde Jorge Muñoz, luego de supervisar el reinicio de los trabajos que quedaron paralizados debido a la emergencia sanitaria.

“Esta infraestructura, que unirá San Juan de Lurigancho con El Agustino, conectando la Av. Malecón Checa con la cooperativa Talavera La Reyna, mejorará el flujo peatonal entre ambos distritos, beneficiando a más de 1’300,000 vecinos”, refirió el burgomaestre.

Cabe destacar que para la reanudación de las obras se ha implementado un protocolo de bioseguridad que resguarda la salud de los trabajadores. “En ese sentido, se han realizado pruebas de descarte de COVID-19, las adecuaciones y adaptaciones de los ambientes de trabajo, así como la implementación de lavamanos, pediluvios y dispensadores de alcohol en gel en la zona de actividades. Igualmente, se efectúa la toma de temperatura, el registro sintomatológico diario y se mantiene el distanciamiento social”, agregó Muñoz.

La autoridad edil mencionó que las labores se encuentran en su etapa final, pues ya se tienen ejecutados los enrocados aguas arriba y abajo del eje del puente en ambas márgenes. “También se cuenta con los arcos metálicos instalados, así como los estribos y pilotes concluidos”, manifestó.

De igual modo, se ha vaciado la losa del tablero y colocado las barandas de protección. En este momento se están instalando gaviones, para reforzar el talud del lado de San Juan de Lurigancho, y las luminarias. “Luego, se continuará con la pérgola de protección en la entrada colindante con El Agustino y el sembrado de áreas verdes. Tenemos programado concluir la obra en las próximas semanas”, señaló el alcalde.

El puente peatonal Malecón Checa, de 84 metros de largo, reemplazará a la estructura que colapsó en el 2017 a causa del fenómeno El Niño costero, lo cual perjudicó a miles de vecinos al eliminar una ruta de conexión que les permitía movilizarse al centro y este de la capital.

La nueva obra cuenta con un tablero, sujetado por péndolas a un doble arco superior de acero, mientras que sus extremos están apoyados sobre estribos de concreto armado, de cimentación profunda. Además, para evitar la erosión se han efectuado trabajos de protección del talud. Todo esto permitirá que los ciudadanos dispongan de una infraestructura segura, confiable y funcional.

Este proyecto, a cargo de la Municipalidad de Lima, a través de su Programa de Gobierno Regional, tiene un costo de más de S/10 millones provenientes de la Autoridad para la Reconstrucción con Cambios.

Por admin


Déjanos tu opinión!