Vie. Oct 22nd, 2021

Tras recibir el voto de confianza del Parlamento, el titular de la Presidencia de Consejo de Ministros (PCM), Guido Bellido Ugarte, retornó a su tierra natal, Chumbivilcas, para instalar la mesa de diálogo con las comunidades que forman parte del Corredor Vial Sur. Ellas tienen pendiente una larga lista de reclamos que esperan solución.

El premier bajó del helicóptero que lo condujo desde la ciudad del Cusco; a diferencia de su última visita, apenas recorrió unos metros a caballo por la vía hacia el estadio de la comunidad campesina de Huininquiri en el distrito de Santo Tomás, donde era aguardado por sus coterráneos que lo esperaron con un puñado de hojas de coca para resistir el viaje y la jornada de trabajo.

El representante del Ejecutivo subió al estrado instalado en el campo deportivo y se dirigió a las más de 300 personas que lo escuchaban hablar en quechua.

“Estamos cumpliendo con los compromisos, pedimos comprensión al pueblo para solucionar estos problemas que tenemos desde hace varios años” dijo.

El gabinete ministerial, encabezado por Guido Bellido, recibió la confianza el último viernes 27 de agosto. Foto: PCM
El gabinete ministerial, encabezado por Guido Bellido, recibió la confianza el último viernes 27 de agosto. Foto: PCM

Diálogo y acuerdos

Tras aproximadamente tres horas de reunión, se dio por instalado el “Grupo de Trabajo de naturaleza temporal para proponer acciones que permitan atender las principales demandas de las comunidades campesinas del Corredor Vial Sur, provincia de Chumbivilcas, región Cusco”, luego de aceptarse la Resolución de la Secretaría Gestión Social y Diálogo N° 0011-2021-PCM/SGSD.

Dicho grupo de trabajo está conformado a su vez por cuatro subgrupos de trabajo que se reunirán y buscarán soluciones a los reclamos de saneamiento de las tierras comunales por donde pasa el Corredor Minero del Sur, indemnizaciones a las comunidades, pago justo por sus tierras, criminalización a las protestas emprendidas por los dirigentes, entre otros.

Según el cronograma acordado, los subgrupos I y II tendrán su primera reunión el 9 de setiembre en la comunidad campesina de Hualla Hualla y la segunda reunión tendrá lugar el 15 de setiembre en la comunidad de Cancahuani.

Los subgrupos III y IV lo harán el 10 de setiembre en Hualla Hualla y luego el 16 de setiembre en Cancahuani.

Los representantes de las comunidades acreditarán a sus delegados ante la secretaría técnica del grupo de trabajo hasta el 31 de agosto del presente año.

El premier Guido Bellido dijo que la mesa de diálogo durará hasta diciembre como máximo. El próximo 9 y 10 de setiembre empezarán las reuniones en los cuatro subgrupos de trabajo.

“No vamos a mentir, solucionaremos las cosas que se puedan solucionar, muchos Gobiernos nunca hicieron caso, lo único que se hizo es declararnos en emergencia y emergencia”, señaló.

También se refirió a la principal demanda de las comunidades que denuncian que varios tramos del Corredor Vial Sur cruzan terrenos comunales y fueron recategorizados por el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) mediante resolución Ministerial 372-2018 –MTC, sin consentimiento.

“Es por eso que estamos instalando los grupos de trabajo, no puedo adelantar opinión, esperemos tener una buena solución” declaró al respecto.

El titular de la PCM estuvo acompañado por el Ministro de Energía y Minas, Iván Merino Aguirre; el titular de la cartera de Transportes y Comunicaciones, Juan Francisco Silva Villenas; representantes del Ministerio del Ambiente; Defensoría del Pueblo; el congresista Luis Aragón, entre otros.

Senda. El Corredor Vial atraviesa los departamentos de Apurímac y Cusco en 324 kilómetros. Foto: PCM
Senda. El Corredor Vial atraviesa los departamentos de Apurímac y Cusco en 324 kilómetros. Foto: PCM

Cronograma en la mira

A su turno, el secretario general del Frente Único de Defensa de los Intereses de la Provincia de Chumbivilcas (Fudich), Wilbert Fuentes Agüero, manifestó estar conforme con lo acordado y agregó que estarán pendientes al cumplimiento del cronograma de los grupos de trabajo.

“Consideramos un tiempo prudencial de aquí a diciembre para abordar los temas”, sostuvo el dirigente.

Por su parte, el dirigente del Comité de Lucha del Corredor Minero, Luis Huamaní, refirió que la población esperaba una respuesta más alentadora del ministro de Transportes respecto al problema del uso de sus tierras para construir esta vía.

“No dio una respuesta concreta. Solo dijo que lo evaluarán legal y técnicamente”, citó.

Para el abogado Víctor Villa, asesor jurídico de las comunidades, el problema en Chumbivilcas tiene dos puntos neurálgicos. El primero tiene que ver con el saneamiento de los terrenos, hoy utilizados para el corredor minero. Luego dijo que con el pago de las “expropiaciones” los beneficiarios pueden adquirir los camiones encapsulados que sirvan en el transporte del mineral, contratado por la minera Las Bambas.

“Lo que se busca es que la minera tome en cuenta a las comunidades como una cadena de valor y así generar desarrollo sostenible, como dice el premier”, declaró el abogado.

Víctor Villa manifestó que existe confianza en sus representados en que el Gobierno de Pedro Castillo cumpla con lo proyectado y pueda interceder ante la minera para contratar bienes y servicios de los pobladores, quienes conformarían una especie de empresa comunal.

Conflicto en Chumbivilcas

Setiembre 2019

Un informe del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) concluye que el paso de los vehículos pesados ocasiona –en diferentes grados– contaminación sonora, afecta el aire, el agua y los suelos de las comunidades ubicadas en los distritos de Velille, Ccapacmarca, Santo Tomás, Chamaca, Livitaca y Colquemarca.

Conflicto en Chumbivilcas: setiembre 2019.
Conflicto en Chumbivilcas: setiembre 2019.

Octubre 2019

Por más de tres meses comunidades del distrito de Ccapacmarca bloquearon la ruta minera, denunciando contaminación a causa del paso de los encapsulados de la empresa Las Bambas, que afecta sus campos de cultivo, fuentes de agua y la salud de los moradores. Piden derogar el decreto que convirtió una red vías comunales en nacional.

Conflicto en Chumbivilcas: octubre 2019.
Conflicto en Chumbivilcas: octubre 2019.

Mayo 2020

Flavio Quispe, presidente de la Comunidad de Huininquiri y Carlos Quispe, del FUDICH, interpusieron demanda de amparo contra el presidente del Consejo de Ministros, el ministro del Interior, el ministro de Justicia y Derechos Humanos, el presidente del Poder Judicial y la fiscal de la Nación, por suspensiones a la libertad de reunión y el derecho a la protesta.

Conflicto en Chumbivilcas: mayo 2019.
Conflicto en Chumbivilcas: mayo 2019.

Julio 2021

Siete comunidades, como son Huascabamba, Cruzpampa y Cancahuani (Ccapacmarca), Yanque Lacca Lacca Parccobamba, Ahuichanta Huisuray e Idiopa Ñaupa Japo Urinsaya (Colquemarca) y Huininquiri (Santo Tomás), retoman una huelga indefinida. En esta última comunidad los manifestantes sufrieron una represión policial en el segundo día de paro.

Conflicto en Chumbivilcas: julio 2021.
Conflicto en Chumbivilcas: julio 2021.

Hay temas de fondo que deben resolverse

Enfoque por Ana Leiva, área legal CooperAcción

La mesa de diálogo tiene varios ejes y uno es el de la carretera. Parte de la demanda de las comunidades afectadas era que se declare nula la resolución que convierte la vía regional en nacional. También hay un eje ambiental, y hay comunidades que quieren ser reconocidas como zona de influencia directa del proyecto minero.

La recategorización de la vía no soluciona el problema. El que sea una vía nacional no me parece mal pero hay que ver y atender el tema de fondo. La carretera se amplió y construyó por tramos y la hicieron gobiernos regionales y locales sin adquirir las tierras a las comunidades. Hay un problema de saneamiento físico legal de las tierras para convertirlas en vía, ahí se ha violado el derecho a la propiedad de comunidades y privados. Es el problema inicial y hay que resolverlo, no solo el precio de las tierras sino el tiempo que las han usado sin su permiso.

Antes, cuando Las Bambas iba a usar el mineroducto para trasladar minerales, las comunidades iban a ser consideradas como zona de influencia. Cuando deciden no usar el mineroducto, varias de esas comunidades dejan de ser zona de influencia. Pero ellas piden seguir siéndolo.

El problema es que mientras el mineroducto está considerado como un componente minero, la carretera no. Por eso la gente que vive en sus márgenes no son parte de la zona de influencia minera. Esto lo tiene que resolver el SENACE.

Comunidades campesinas a lo largo del corredor Minero del Sur

grupo larepublica
Infografía-La República.
grupo larepublica
Infografía-La República.

Por admin


Déjanos tu opinión!