Mar. Jun 22nd, 2021

Domingo Drago, vicepresidente de Asuntos Corporativos y Desarrollo Sostenible de Gold Fields en Perú, sostuvo que la intención de la empresa es extender la vida útil de la operación Cerro Corona, en Cajamarca, más allá del 2030.

“Estamos trabajando un EIA (Estudio de Impacto Ambiental) que permita extender la vida útil más allá de 2030 con perforaciones adicionales”, dijo ayer el ejecutivo de la productora de oro en el II Foro Ambiental Minero-Gold Fields 2021.

La empresa informó en abril que Cerro Corona  cuenta con una inversión acumulada en el Perú de US$1,600 millones y emplea a más de 2,300 peruanos, entre contratistas y empleados. Sus ventas promedio rondan los US$ 370 millones, mientras que gastos operativos superan los US$208 millones.

También señalaron que Gold Fields invertirá US$ 240 millones este año en su operación minera. “De ese total US$ 170 millones se destinarán a gastos operativos y US$ 70 millones a gastos de capital, de los cuales US$ 20 millones se destinarán al proyecto de expansión”, detalló Luis Rivera, vicepresidente para Las Américas de Gold Fields.

Además adelantó que evalúan secar los relaves de forma acelerada para ganar espacio en la presa y hasta migrar a futuro a una explotación subterránea.

A fines de mayo, el Senace dio su conformidad al  Tercer Informe Técnico Sustentatorio de la VIII Modificación del Estudio de Impacto Ambiental de la Unidad Minera Cerro Corona, presentado por Gold Fields La Cima SA, subsidiaria de la sudafricana Gold Fields en el Perú que planea invertir US$7 millones para mejorar los procesos en su planta concentradora, en su mina Cerro Corona, en Cajamarca.

PrensaGrupo

Por admin


Déjanos tu opinión!