Hudbay invertirá US$ 70 millones en un nuevo depósito de cobre en Cusco

en: Minería/Noticias

Después de varios años de estudios en la zona y meses de diálogo con la población de interés en la provincia de Chumbivilcas (Cusco), finalmente la minera canadiense Hudbay Minerals anunció el acuerdo formal con la comunidad cusqueña de Chilloroya por la aprobación de derechos de superficie en el depósito satélite de cobre de Pampacancha (Cusco), yacimiento ubicado a dos kilómetros de la mina de cobre Constancia. Con este acuerdo, Hudbay proyecta iniciar el minado de concentrados para finales del 2020.

La empresa precisa que el desembolso de capital por el desarrollo del proyecto y la adquisición de los derechos de superficie en Pampacancha es de aproximadamente unos US$ 70 millones para el 2020. De conformidad con la ley de Consulta Previa, se requiere de una consulta adicional entre el gobierno peruano y la comunidad local antes de que el Hudbay logre comenzar con el desarrollo del proyecto.

También se tiene pendiente el reconocimiento de los usos actuales de la tierra por parte de ciertos miembros de la comunidad. Para ello, Hudbay debe celebrar acuerdos respecto a estos temas antes de iniciar actividades mineras en Pampacancha. Todos los procesos pendientes quedarán concluidos en este primer semestre.

Por su parte, Javier del Río, vicepresidente de la unidad de negocios en Sudamérica de Hudbay señaló que este acuerdo busca establecer una relación de largo plazo con la comunidad de Chilloroya. “Se busca continuar relaciones armoniosas con las comunidades al norte de la mina Constancia en nuestras propiedades de exploración altamente prospectivas”, detalló.

Características

Pampacancha fue identificado en mayo del 2008 por la exploradora canadiense Norsemont. Hoy, este yacimiento cuenta con reservas minerales de 39.9 millones de toneladas (probadas y probables) de mineral con registros de cobre, molibdeno, plata y oro.

La minera señaló que el depósito de Pampacancha añadirá concentrados de oro y cobre de alta ley al plan de minado de Constancia, a la vez que disminuirá los futuros costos operativos de la mina e incrementará los flujos de caja a la operación de cobre.

La realización de este hito es un largo proceso de más de 12 años. Tras su hallazgo por Norsemont en 2008, se comenzó a realizar trabajos exploratorios en Pampacancha.

Dos años después, estos primeros estudios permitían a Norsemont efectuar futuras exploraciones. En el año 2011, cuando Hudbay ya tenía una gran participación en las acciones de Norsemont y controlaba las operaciones de la exploradora junior, se consideró que los depósitos de Pampacancha y Chilloroya Sur tenían potencial para aumentar los recursos mineros en los alrededores de su entonces proyecto bandera Constancia, y avanzaba en la ejecución de estudios especializados en muestreo de rocas.

Al año siguiente, en 2012, mientras Hudbay comenzaba el desarrollo de mina Constancia con una inversión de US$ 1,500 millones, y se acordaban las ventas a futuro de sus metales con la comercializadora Silver Wheaton, también consideraba que las mayores reservas en su deposito de Constancia y el prospecto Pampacancha indicaban una vida minera inicial de 16 años; mientras continuaban los estudios geotécnicos e hidrogeológicos sobre las características del prospecto.

Avances

Para el año 2013, ya se pensaba en la realización de un estudio de factibilidad, como “una oportunidad de optimizar el plan de minado en Pampacancha con potencial de extender el plan de mina más allá de los primeros cinco años de producción”.

En el 2015, cuando Constancia ya estuvo en producción comercial, se tenía previsto que al momento que Pampacancha comenzase a ser explotado, se haría requerimiento de la misma flota de camiones a trabajar en mina Constancia. En ese entonces, también se esperaría utilizar las mismas instalaciones de chancado que hay en Constancia.

Para año 2016, Hudbay tenia estimado que, de ponerse en operación, el proyecto Pampacancha llegaría a producir unas 110,000 toneladas anuales de cobre en sus primeros cinco años de producción. Inicialmente se había cálculos que este depósito comenzaría a producir en el año 2018. De manera paralela , Hudbay ya exploraría en zonas aledañas a Constancia.

Búsqueda de acuerdo

Sin embargo, el proceso para llegar a un acuerdo final en Pampacancha pasó por muchas negociaciones por parte de la comunidad de Chilloroya, conversaciones hacia la realización de comités técnicos, asambleas ordinarias comunales y observaciones respecto al desarrollo del proyecto.

Durante el año pasado (2019), Hudbay ya consideraba que Pampacancha proveerá unos 40 millones de toneladas y que contaba con un plan de minado para un periodo de cuatro años. También detalló que el plan de minado allí sería de cuatro años, y contará con una ley promedio de 0.6% de cobre y reconocimiento de metales preciosos.

“Estamos en negociación avanzada con la comunidad y esperamos que estas sean concluidas en el corto plazo, así que podemos comenzar la producción en Pampacancha a fines del 2020. No estamos haciendo cambios, pero hacemos progresos muy buenos”, informó en su oportunidad el presidente interino y director gerente (CEO) de Hudbay, Peter Kukielski.

Gestión


Déjanos tu opinión!